Espectáculos

James Franco es acusado de explotación sexual.

El actor enfrenta nuevos cargos por parte de dos personas que lo señalan como explotador de mujeres.

Dos mujeres decidieron levantar la voz y poner una demanda en contra del actor James Franco, a quien acusan de explotación sexual. De acuerdo con la información compartida por The New York Times.

Resultado de imagen de james franco

Dos mujeres decidieron levantar la voz y poner una demanda en contra del actor James Franco, a quien acusan de explotación sexual. De acuerdo con la información compartida por The New York TimesSarah Tither-Kaplan y Toni Gaal, exestudiantes de una escuela de actuación fundada por James, presentaron una demanda este jueves que señala al actor de 41 años como partícipe en un grupo de hombres que utilizaba a las estudiantes de la institución como medio para tener comportamientos sexuales inadecuados.

El reporte señala que las mujeres llegaban a la escuela de actuación con la ilusión de tener una carrera exitosa, pero eran utilizadas por James Franco y sus colegas para obtener algún beneficio sexual. De acuerdo con los testimonios de las involucradas, Franco las envolvía con promesas de grandeza y papeles importantes en proyectos del futuro, sin embargo, en realidad todo era un pretexto para aprovecharse de ellas. La situación pronto dio inicio a un clima de acoso y explotación sexual dentro y fuera del salón de clases.

En 2014, James Franco inició las operaciones de Studio 4, una escuela privada de actuación con presencia en Los Angeles y Nueva York. La institución también fue creada por Vince Jolivette, amigo cercano de Franco y socio de negocios. Ambos figuran como acusados en la demanda de Kaplan y Gaal, y se les une Jay Davis, gerente general de su empresa productora Rabbit Bandini. Por el momento, los representantes de los acusados no han emitido declaraciones.

De acuerdo con lo mencionado por las víctimas, ambas ingresaron en Studio 4 en 2014, se matricularon por US$ 300 al mes y comenzaron a estudiar con la promesa de que, por ser estudiantes de dicha escuela, tendrían aseguradas varias audiciones en películas producidas por James Franco. A pesar de lo anterior, en las cintas de la estrella se dio preferencia a actores que llegaban de otros lugares.

Studio 4 comenzó a ofrecer clases magistrales adicionales por US$ 2000, además de una lección exclusiva para escenas de sexo por US$ 750. Kaplan y Gaal señalaron en la demanda que para ingresar en esta última clase era necesario audicionar con un video que más tarde sería visto por el propio James Franco. Ambas mujeres mencionaron que las estudiantes de la escuela, incluidas ellas, fueron invitadas a aparecer en escenas de sexo de películas independientes producidas o dirigidas por Franco que hasta ahora no han sido reveladas. En el momento de las grabaciones, James las obligaba a hacer cosas más allá de la actuación. En la demanda se comenta que en una ocasión, durante el rodaje de una orgía, el actor dejó las vaginas de sus actrices al descubierto y fingió practicarles sexo oral.

Cabe mencionar que Studio 4 fue cerrada en 2017 y que esta no es la primera vez que James Franco enfrenta cargos por abuso o acoso sexual. Desde el año 2014, el actor ha sido el protagonista en las acusaciones de varias mujeres que lo señalan como perpretador de conductas depredadoras lamentables. A pesar de estas situaciones, Franco se mantiene en la industria y en varias ocasiones ha expresado su apoyo a los movimientos que buscan terminar con el acoso en Hollywood.

 

Related posts

Nuevo record para Bad Bunny

Karen Ambriz

Kanye West reúne a casi toda la familia Kardashian en su nuevo video musical

Karen Ambriz

Asi celebra el logro de su novio Yalitzia Aparicio

Karen Ambriz

Leave a Comment

Facebook
Twitter
YouTube
Instagram