Curiosidades en el mundo de la belleza

Por décadas, a Jean Marie Farina se le atribuyó la creación del Agua de Colonia en la ciudad alemana de Colonia, pero ahora se sabe que fue en realidad su tío Jean Paul Feminis quien llevó a Colonia la fragancia que había inventado en Italia. El sobrino comenzó a comerciar con el agua perfumada llamada Aqua Admirabilis, y en 1732 la empezó a llamar Agua de Colonia Jean Marie Farina. En 1862, la pequeña compañía fue vendida a los franceses Roger Gallet, que comenzaron a fabricarla en 1884 como colonia Extra Vieille Jean Marie Farina. Enseguida se convirtió en la favorita de la aristocracia, incluyendo a la reina Victoria de Inglaterra, y siguen siendo los proveedores de lareina Isabel II.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *